En Blog

En Inogen sabemos que las personas que padecen de enfermedades del corazón, o de los pulmones y que requieren terapia de oxígeno, ya utilizan su sistema de Inogen One G3 como la herramienta clave para retomar poco a poco sus actividades fuera del hogar. Gracias a que el concentrador de oxígeno es lo suficientemente ligero para llevar con una mano y además sostener una batería de larga duración, evita que las personas se quiten el pendiente de la cabeza de cambiar el tanque después de cierto tiempo o más grave aún, de quedarse sin oxígeno al salir de casa.

El concentrador de oxígeno ha brindado a las personas mayores la libertad de la que se habían privado, y aunque en un inicio lo utilizaban con cierto recelo, las declaraciones de nuestros clientes nos hablan de que en la actualidad ya lo utilizan con confianza para salir a pasear al parque, realizar un poco de actividad física, e incluso divertirse con los más pequeños de casa, con quienes ahora ya juegan con confianza y pueden disfrutar de su alegría y vigorosidad.

En Inogen nos alegra ser parte de una herramienta clave por la que millones de personas siguen mejorando su estilo de vida, lo que les ha fortalecido su confianza y sus relaciones sociales. El siguiente nivel apunta a que ustedes como nuestros clientes, se animen a tomar sus maletas y ahora sí, se decidan a realizar el viaje que durante tantos años han pospuesto. ¡El momento llegó! Gracias a que pueden obtener el oxígeno en cualquier momento, los usuarios pueden sentir el gozo de recuperar el libre albedrío por realizar las actividades que quieran, cuando quieran y con plena libertad de saber que se encuentran protegidos a cada instante.

Sabemos que para muchas personas es difícil llegar a este paso y tomar la decisión de emprender un viaje por el mundo, lo cual podría causarles angustia. Sin embargo siempre habrá recomendaciones que nos den seguridad y plena convicción de que estaremos viajando seguros y cómodos, hacia lugares que estén cercanos e inclusive del otro lado del mundo.

La primer recomendación que siempre les haremos, será la de consultarlo con su profesional de la salud, quien será el primer filtro para empezar a realizar las maletas con plena confianza. Ya sea que busquemos viajar en avión, carretera o barco, nuestro viaje será más placentero si seguimos las siguientes recomendaciones, especiales para pacientes.

Si nuestra intención es emprender el viaje por vía aérea:

Deberemos proveer a la aerolínea la información escrita sobre nuestros requerimientos de oxígeno. Como medida de precaución, el departamento médico de la aerolínea, hará un seguimiento de las herramientas con que cuentan en el vuelo, para verificar que puedan satisfacer sus necesidades, en caso de que así se necesitara.

Es importante saber que la Administración Federal de Aviación, FAA por sus siglas, ha publicado pautas que permiten el uso a bordo de ciertos concentradores de oxígeno portátiles (Portable Oxygen Concentrators, POC). Los POC aprobados por la Administración Federal de Aviación, podrán llevarse y usarse a bordo de los vuelos en todo el mundo, sin cargo adicional, siempre y cuando cumplan con las regulaciones de la FAA.

Nuestros equipos fabricados por Inogen Corporation, cumplen con las características específicas aprobadas, pero es importante verificarlo con cada compañía, ya que el equipo varía para cada aerolínea. Les invitamos a que antes de salir de casa, se organicen con un distribuidor de oxígeno para que se encuentren con ustedes después de que el avión aterrice, porque las aerolíneas no brindan oxígeno en los aeropuertos. Les recomendamos además, reservar un vuelo sin escalas, así se evitan pagos adicionales y la dificultad de solicitar oxígeno en tierra si hubiera paradas.

Si nuestra intención es emprender el viaje por tierra:

Aunque viajar por tierra no requiere de tantos trámites, como siempre, lo primordial será consultarlo con nuestro profesional de la salud antes de partir. Cuando se dé el caso de que nuestro destino final sea hacia una altitud diferente, nuestro médico deberá ajustar la receta de frecuencia de flujo.

Por seguridad, deberemos llevar suficiente oxígeno para el viaje, e incluso un porcentaje adicional de un 20% por precaución. Lo recomendable es que llevemos los repuestos de oxígeno necesarios, o de lo contrario realizar las coordinaciones necesarias con los abastecedores de oxígeno en nuestra ruta de viaje.

Deberemos tomar siempre en cuenta el traslado seguro de nuestro Inogen One G3 con almacenamiento adecuado, lejos del calor, las llamas, manteniéndolo de pie, además de que no se recomienda resguardarlo en las maletas o la cajuela del coche, debido a que son lugares donde la temperatura tiende a elevarse demasiado.

Tomemos en cuenta que los contenedores de oxígeno están programados para liberar pequeñas cantidades de gas cada cierto tiempo, por lo que se recomienda mantener una circulación adecuada del aire en el vehículo, con el vidrio de una ventana ligeramente abierta, para que el oxígeno adentro del coche se esté renovando constantemente. Los autobuses de viaje por lo regular tienen políticas muy amigables con los generadores de oxígeno portátiles, sin embargo, como manera de precaución, lo mejor será corroborarlo con la compañía, antes de comprar nuestro pasaje.

Si nuestra intención es emprender el viaje por mar:

Generalmente las líneas de cruceros no tienen políticas exigentes sobre pasajeros que requieren oxígeno, pero como siempre, les recomendamos verificarlo anticipadamente y orientarse sobre la política de oxigeno adicional. Una información valiosa, es saber que algunas compañías organizan cruceros para personas con enfermedades pulmonares, tan sólo sería cuestión de verificar si hay alguna excursión en puerta a través de su rama local de la Asociación Americana del Pulmón.

Como información adicional, les compartimos que las personas que tienen problemas respiratorios y pulmonares, pueden necesitar suplementación de oxigeno cuando vuelan, aunque no usen oxígeno en casa; esto es debido a que la presión atmosférica disminuye, a medida que el avión está despegando y gana altitud. Por otra parte, la presión atmosférica baja disminuye la velocidad con la que el torrente sanguíneo absorbe oxígeno.

En Inogen México ponemos a su disposición el Inogen One G3, para realizar esos viajes pendientes con toda tranquilidad, ya que está aprobado para el transporte en tren y en barco, así como por casi todas las compañías aéreas en el mundo.

Contáctenos para más información, ¡Será un placer saludarles en persona!

Publicaciones recientes

Deja un comentario

0
WhatsApp