En Blog

Los generadores de oxígeno de la marca Inogen son considerados los más livianos, los más silenciosos y los más confiables en el mercado. Un generador de oxígeno portátil es un equipo diseñado para proporcionar oxigenoterapia a pacientes con deficiencia en oxígeno, además, al ser pequeños y portátiles, funcionan con baterías y tienen características únicas que los hacen ideales para las personas que llevan una vida muy activa.

El aire que se respira está compuesto por un 78 por ciento de nitrógeno, un 21 por ciento de oxígeno y uno por ciento de otros gases. Los concentradores de oxígeno funcionan eliminando la cantidad de nitrógeno del aire en el ambiente al pasarlo a través de una sección de la unidad llamada cama de tamiz; como resultado general se tiene aproximadamente un 96 por ciento de oxígeno puro, el elemento expulsado es de grado médico y es suministrado al usuario a través de una cánula nasal.

Con el paso del tiempo, la pieza encargada de la filtración del nitrógeno pierde parte de su capacidad para eliminarlo del aire. En algunos concentradores esto puede ocurrir en tan sólo unos meses después de usarlo o cerca del primer año, aunque los generadores de más alta calidad, como los de la marca Inogen, pueden tener una larga vida útil llegando de los 18 meses a los dos años, dependiendo de cómo se use y las condiciones ambientales en donde viven.

Estos elementos de un generador de oxígeno están contenidos en dos columnas de metal, que se ajustan en la parte inferior de los concentradores; en el momento en que se satura aparecerá un mensaje en los equipos, lo que indica que deben ser reemplazadas para que mantengan la calidad del oxígeno que les es suministrado. Por lo general tienen entre dos semanas y un mes después del mensaje para poder sustituir las piezas.

Otros cuidados que deben tener un concentrador de oxígeno durante el uso diario, no sólo deben evitar ciertas actividades, como el mantenerlos alejados de fuentes de calor, tales como los calentadores de cualquier tipo, rejillas de aire caliente, entre otros. También se debe evitar el contacto con los rayos del sol y la humedad, que pueden afectar su funcionamiento. En caso de guardarlo, lo más recomendable es usarlos en un área seca, con una buena ventilación, pero nunca a la intemperie. De igual manera, deben colocarlos en un forro que los proteja del polvo y la humedad.

Dependiendo de la frecuencia de uso que le den, se recomienda lavar algunas de las piezas móviles, como el humidificador y la carcasa, al menos una vez por semana, con jabón neutro y agua templada. Los filtros también deben tener una limpieza constante, en especial si se utiliza en zonas donde existe un alto nivel de contaminación en el aire, polvo o polen.

Los filtros de la marca Inogen requieren ser cambiados al menos una vez al año, y los filtros de bacterias se deben cambiar cada dos años para mantener la calidad del flujo de oxígeno. Todos los concentradores poseen una alarma o indicadores visuales y de sonido, que les indican cuando algo está fallando y si el equipo necesita ser revisado por un técnico.

De igual manera se requiere de un servicio técnico al menos una vez cada año o 16,000 horas de uso. El servicio técnico de un generador de oxígeno consiste en una revisión de todo el aparato en cada uno de sus componentes y funciones, como el volumen de oxígeno que emite el concentrador, el balanceo de la presión, la estabilidad, la vibración, la lubricación, el cambio de los empaques, los cambios de los cartuchos de oxígenos y la medición de la presión en la emisión de oxígeno.

Deben de tener en cuenta que los cartuchos del filtro de oxígeno son componentes muy sensibles a la humedad y su período vida útil puede reducirse hasta la mitad, por lo que si viven en un clima cálido deben tener en cuenta esta recomendación. En caso de que se tenga que realizar un cambio, deben contactar con su proveedor o un técnico especializado.

Otra pieza que también requiere de un mantenimiento periódico es el compresor, el cual tiene un periodo de vida útil de cinco años o 25,000 horas de uso. Esto también dependerá de los factores donde opere el generador de oxígeno y las condiciones de uso, si el compresor ha cumplido con el tiempo mencionado, deben llevar el equipo con un técnico especializado para un servicio técnico completo.

La mejor forma de mantener en buen estado los concentradores de oxígeno es realizarle una adecuada revisión cada cierto periodo de tiempo, dependiendo del tipo de mantenimiento pueden realizarlo ustedes en su hogar o llevarlo con un servicio técnico especializado para evitar cualquier tipo de daño a largo plazo o la disminución de la calidad del flujo de aire que suministra el concentrador, que puede ser un problema para la salud de los pacientes.

De igual manera, tienen que adquirir los mejores equipos de la más alta calidad, y sin duda estos son de la marca Inogen, que pueden encontrar con los expertos de Inogen One México. Los generadores de oxígeno de Inogen tienen un diseño que los hace de peso ligero y uno de los más silenciosos disponibles. Para conocer más a detalle este dispositivo generador de oxígeno los invitamos a visitar nuestra tienda en línea, donde podrán conocer a detalle las características de los distintos modelos con los que contamos y adquirirlos de manera directa. Si tienen alguna pregunta, no duden en comunicarse con nosotros, con gusto los atenderemos.

Publicaciones recientes
Comentarios
  • Lina Echeverri
    Responder

    Saben de alguna empresa que les haga mantenimiento en Medellin?

Deja un comentario

0
WhatsApp